Posts Tagged ‘sexualidad’

Impudicia. Teatro, género y sexualidades. Función y foro sobre violencia de género y sus modulaciones.

impudicia

El departamento de teatro y la facultad de arte sde la Universidad de Chile nos invitan a ver Impudicia, una obra y un foro sobre la violencia de género y sus modulaciones. No se la pierdan. Quedan pocos días.

El (mal) uso de las tecnologías; la fragmentación del cuerpo de las mujeres.

parto_(1)

La necesidad de humanizar la salud es la respuesta a un sistema de salud deshumanizado. La des humanización no sólo se expresa a nivel de las relaciones interpersonales sino también en la distribución de los recursos en salud, la fragmentación de la atención, la mercantilización de la salud y el irrespeto por los derechos humanos de las personas que realizan acciones de salud como las que solicitan atención.

Congreso, “el sexo no es mío”, en primera bienal de arte y sexo.

Congreso, “el sexo no es mío”, en primera bienal de arte y sexo.

Dentro del contexto de la Primera Bienal de Arte y Sexo organizada por Dildo Roza, CUDS, Acción Sudaca y Pornotopía, los invitamos al Congreso el “Sexo no es mío” que se realizará a partir del lunes 26 de Noviembre hasta el miércoles 28 en La Casa del Escritor de la SECH.

Sobre erotismo, muerte y alienación del cuerpo.

escena hombre con cabeza de pajaro

La muerte irrumpe la temporalidad de la vida cotidiana, porque es aquello que no está contemplado, está fuera de la rutina. Y como tal, violenta el orden dado de las cosas. Esa misma disrupción violenta aparece en el erotismo. El erotismo –como tal- es una violencia a la cotidianeidad. Es un momento que se independiza del orden de las cosas. Es un “paréntesis”, y por mucho que pueda “planificarse” una situación de erotismo, cuando ésta realmente está ocurriendo, la temporalidad se está viendo alterada.

Los niños y las niñas ¿tienen sexualidad?

niños pilin

Quizás el acuerdo mayoritario es que el devenir sexual comienza en la niñez, pero aún así, al parecer vivimos en una sociedad que se horroriza cuando los niños o niñas hablan de sexo. El gran problema es que bajo el juicio social, la niñez no debiese tener sexualidad. Y ante esto, se les deja de escuchar sobre aquello que les es prohibido. El mundo adulto tiende a castigar estas subjetividades, e intenta reservar el mundo del placer a ciertas condiciones; las adultas.

Una religión conveniente: La Iglesia Frameliana. El Sexo como Doctrina.

manzana

A pesar del tono lúdico pero sereno con que esta pseudo iglesia se presenta, la certeza del mensaje no se aleja mucho de lo que en Occidente llamarían concupiscencia. Para variar, Foucault nos advierte que en este lado del mundo “no existe un arte erótico”, como sí sucede en Oriente. Y que la cultura Occidental ha estado afectada por una especie de “desarrollo, de hiperdesarrollo del discurso sobre la sexualidad, de la teoría sobre la sexualidad, de la ciencia sobre la sexualidad, del saber sobre la sexualidad”.