1 Comment

  1. charol
    12/07/2012 @ 18:45

    Propongo que más que una pura realidad, pensarlo como una ficción con estructura de realidad. O sino ¿Habrá alguna salida? En qué momento podemos darnos cuenta que es un sueño que lo vivimos real; nos angustiamos, nos sedamos, elegimos y nos pensamos libre. Y concuerdo con que es en la historia, o mejor dicho en la genealogía donde podemos encontrar estos rasgos, en aquel materialismo histórico que no cesa de escribirse…
    Nos encontramos en una más allá de las necesidades, el consumismo demuestra que la pirámide de Maslow es inversa… el juego sigue siendo el de la demanda insatisfecha para los consumidores: En el momento que tenemos aquel objeto, previo estado gozoso, nos damos cuenta que no es suficiente… y ahí es donde aparece uno nuevo… ¿Estamos atrapados al mercado o a nuestras propias demandas insatisfechas?